Tuesday, 19 November 2013

Dando La Nota


Argumento

Dando la nota se centra en la vida de Beca (Anna Kendrick), una chica introvertida que quiere ser DJ pero que por imposición de su padre debe ir a la universidad. Al iniciar su nueva vida universitaria, Beca acabará formando parte de un grupo vocal especializado y compuesto por una serie de jóvenes tan variopintas como diferentes entre sí, que tendrán que demostrar su talento en el mundo de las competiciones escolares de música «a cappella», toda una subcultura en Norteamérica.

Crítica

Lo bueno de películas como Dando la nota es que van dirigidas a un público muy determinado, y eso hace que el resto nos podamos ahorrar el verlas, pues no hay en ellas nada que sorprenda. Se trata de un film de nada menos que de dos horas de duración, en el que la única novedad que se ha incorporado son números musicales que llaman la atención de los adictos a los programas de cantantes y series musicales.

En todo lo demás, Dando la nota no se diferencia en nada en los telefilmes que podemos ver en las cadenas públicas los fines de semana a la hora de la siesta. Jóvenes inadaptados que entran en conflicto con sus padres, con el sistema educativo, con sus compañeros y con todo el que se ponga por delante, pero que al final, logran superar todos sus problemas, siendo esa superación personal la que les lleva, además, a conseguir ganar el partido de béisbol, el concurso de canto o lo que toque en cada ocasión. Esta vez, todo ello ha sido aderezado con el recurso fácil a los chistes sobre sexo, frikis y gordos...


Aunque, si hay que reconocerle algo a esta película es que, precisamente, consigue demostrar que recurrir a un tipo de humor burdo y escatológico, requiere también de altas dosis de ingenio y un buen trabajo de guión. Algo de lo que esta película carece, por lo que ese tipo de gags pasan sin pena ni gloria durante el metraje.

Pero no todo va a ser negativo: la película, a pesar de estar plagada de tópicos, pretende ser un musical y son precisamente esos números musicales los que evitan que más de un espectador se tire de los pelos. Hay que reconocer que, por lo menos, están bien rodados y en algunos momentos llegan a ser incluso divertidos. Se agradece, además, la selección musical que, aunque incluye muchos números con temas pop actuales, también hace referencia a la música soul o el hip hop, entre otros.

En conclusión, Dando la nota es una película recomendable para los amantes de los musicales y siempre y cuando la vean sin más expectativas que pasar un rato que puede resultar, solo a veces, entretenido.


Lo mejor: Anna Kendrick y que los temas musicales no se centran solo en música actual.

Lo peor: El exceso de metraje y que nos cuenta una historia de amistad y superación personal mil veces vista.

No comments:

Post a Comment