Tuesday, 4 March 2014

Killzone: Shadow Fall (PS4)


Dentro del poco catálogo de experiencias next-gen (sino contamos los juegos intergeneracionales de lanzamiento) que nos han ofrecido las nuevas consolas en estos primeros meses, Killzone: Shadow Fall es la mejor propuesta exclusiva para estrenar con la nueva consola de Sony. Guerrilla ha hecho los deberes y nos trae un juego redondo.

Sobre la historia, esta nueva entrega nos sitúa después de terracidio contra el pueblo Hellgast y como los humanos acogen a los supervivientes aunque separando a los dos pueblos con un enorme muro. Pero, después de 30 años de convivencia, con algunos conflictos, los ataques terroristas dan comienzo a un nuevo conflicto. Una historia muy bien contada, donde no todo es blanco o negro y todo depende del cristal con el que se mire. Unas 10/12 horas de campaña se me antojan pocas, pero todo muy bien llevado y con muy buen ritmo.

Sobre la jugabilidad, todo el que haya jugado a la saga sabe que nos enfrentamos a un FPS (First Person Shooter). Fases de sigilo y la posibilidad de usar a búho, un drone que nos acompaña y que nos servirá de ayuda a lo largo de nuestra a aventura (se controla con el panel táctil del dualshock 4) proporcionando escudos protectores, bolas de energía, etc., dan a este nuevo Killzone mayor personalidad y lo hacen mucho más redondo que las entregas anteriores. El juego dispone también de partidas online hasta 24 jugadores y diez mapas disponibles harán las delicias de todo adicto a los FPS online.

Gráficamente, es puro espectáculo. Iluminación y sistemas de partículas que dejan con la boca abierta, además de un diseño artístico grandioso. Es, probablemente, el primer juego next-gen “REAL” del catálogo de Ps4.

Sobre el apartado sonoro, un muy buen doblaje en español y una buena banda sonora que acompaña perfectamente a cada una de las situaciones. Además, todos los archivos sonoros de audio que vamos encontrando en el juego se escucharán a través del altavoz del dualshock 4.

En conclusión, Killzone: Shadow fall ofrece todo lo que pedimos a un juego next-gen de primera hornada. Impresionante artísticamente y gráficamente, con una banda sonora que encaja perfectamente con la experiencia jugable. Sin duda alguna, la mejor experiencia next-gen hasta el momento. Quizás una campaña más larga y el juego sería casi perfecto.

Lo mejor: Gráficos y apartado sonoro. Puro espectáculo.

Lo peor: La campaña podría durar más. El online no llegará a nivel de sus grandes competidores, pero da horas de entretenimiento extra.

Nota: 9

Manuel Valero


No comments:

Post a Comment